La lucha por la defensa del territorio de cara a la nueva era

El 20 de diciembre de 2012 se celebró el fin del Oxlajuj B’aktun,1 que concluye una era de más de cinco mil años. En Huehuetenango, el Consejo del Pueblo Maya de Occidente (CPO) organizó una concentración en el sitio arqueológico Zaculeu para posicionarse políticamente.

ACOGUATE acompañó durante el evento a la Asamblea Departamental de Huehuetenango (ADH) y entrevistó a Francisco Mateo Morales, maya poptí, quien forma parte de la coordinación de esta organización.

El funcionamiento del calendario y el 21-12-2012

El calendario maya mide el tiempo considerando ciclos astronómicos, particularmente los del Sol y los de Venus, gracias al increíble trabajo de observación y de modelización de los científicos mayas, unos 3000 años antes que los reinos europeos admitieran que la Tierra no era el centro del universo. A cada día le corresponde un número del 1 al 132 y uno de los 20 nahuales.3 Al contrario del gregoriano, el calendario maya no sigue una lógica lineal sino calendrier maya2cíclica. 13 días que se siguen tendrían 13 tonos diferentes que van combinados con los 20 nahuales. Una fecha no se puede repetir más de una vez en 52 años.4

El Oxlajuj B’aktun, que terminó el día 20 de diciembre del 2012. (La fecha exacta está sujeta a desacuerdos dentro de la comunidad de sacerdotes mayas, pero el 20 de diciembre es la más admitida). El día 21 sería el primer día de la nueva cuenta larga maya, es decir el inicio de una nueva era.

Las profecías.

La medida del tiempo cíclico, vinculando números y nahuales creando fechas exclusivas, es la base del sistema de profecías maya. Por esta razón se puede hablar de un calendario astronómico pero también de un calendario astrológico. A partir de los textos sagrados como el Popol Vuj, el Códice de Madrid, el Chilam Balam, 5 entre otros, los sacerdotes mayas construyen la interpretación del tiempo pasado, presente y futuro. Antes de la conquista y colonización españolas, se supone que los textos sagrados eran miles. Sin embargo, la Iglesia quería desaparecer la cultura maya para imponer su propio culto divino y destruyó los textos mayas así que solo fue a través de la tradición oral que los abuelos transmitieron su sabiduría. Los textos a los que se hace referencia son hoy en día propiedad de museos europeos (Madrid, París, Berlín). La mística generada en torno a estas interpretaciones es tal, que algunos intereses económicos la han utilizado  para predecir el fin del mundo y crear una industria de productos relacionados con el 13 B’aktun.

foto1litenPara los sacerdotes mayas, el nuevo B’aktun es el principio de una nueva era espiritual, política y social, despertando y levantando al pueblo. Según Nicolás Lucas, anciano principal de la asociación Oxlajuj Ajpop,6 encargada de la organización de las ceremonias tradicionales del fin del B’aktun, “eso ya empezó y se puede ver en cambios y conflictos políticos, así como en cambios climáticos y eventos grandes, pero más que todo significa un cambio en la mentalidad humana, como una nueva generación”.

Interpretaciones falsas y folclóricas

Entre las dificultades que Oxlajuj Ajpop tuvo para organizar y planificar las celebraciones, se nombra las interpretaciones falsas y folclóricas difundidas a través de la interpretación occidental, y por esta razón existen errores al integrar los temas políticos y sociales legítimos que representa este acontecimiento.7

Según Felipe Gómez, de la organización Oxlajuj Ajpop y coordinador de las ceremonias del 21 de diciembre

“es bastante claro que el Presidente no tiene un plan para este tipo de celebración, y tampoco invierten económicamente en eso, aunque podría generar actividad económica. El Instituto Guatemalteco de Turismo impuso una campaña comercial y folclórica, aunque el Ministerio de Cultura y Deporte no tiene un plan o programa con objetivos claros.

No estamos en contra del turismo, sino que lo deseamos. Lo que rechazamos es la vista que tiene por ejemplo la CACIF 8 y el sector privado al utilizar el 13 B’aktun para grandes inversiones turísticas sin tomar en cuenta los intereses y los derechos del pueblo. Por ejemplo, la oposición a la aprobación de la ley de desarrollo rural integral, la falta de apoyo a las asociaciones sociales o culturales del pueblo, y la actuación del sector privado respecto a los indígenas, son factores que van a despertar a la gente. Después de 10 años de trabajo para hacer a la gente más consciente, pensamos que en unos años más, vamos a observar un conciencia más alta del pueblo, que sea indígena o ladino”.

Entrevista con Francisco Mateo Morales, maya poptí, de la Asamblea Departamental de Huehuetenango (ADH).

¿Ahora estamos en una nueva era, qué significa esto para usted?

Creo que es un llamado que nos hacen los abuelos, en la medición del tiempo de la cuenta larga, de reflexionar y luchar para que la situación de los pueblos en una nueva era sea diferente. Nosotros vemos la necesidad de proponernos en esta nueva era la construcción del poder de los pueblos. Pensamos que en Guatemala somos la mayoría, los pueblos originarios. Entonces creemos que los pueblos indígenas debemos ser los sujetos políticos que deben promover los cambios que necesita este país. Para nosotros es un gran reto y es una gran posibilidad de unir esfuerzos y caminar hacía este propósito. Eso es lo que nos inspira, y esto es lo que nos demanda esta nueva era que inicia. Sabemos que la situación es difícil, sabemos que esos propósitos no son fáciles pero creemos que con la creatividad y también con esa dignidad que tienen nuestros pueblos vamos a luchar, vamos a  seguir haciendo esto.

¿Cuáles son los mayores desafíos para lograr los cambios que necesitan?

Los mayores desafíos es superar las divisiones que hay, superar la fragmentación que hay a nivel de nuestros pueblos, pero también debemos superar las políticas de represión y de la criminalización de las luchas sociales que actualmente el gobierno de Guatemala está impulsando.

La criminalización de la lucha es cuando el estado o el gobierno que en lugar de escuchar las demandas de la población los tratan como delincuentes. Ya ve a los pueblos indígenas como un enemigo. Entonces aplica la ley y la fuerza pública en contra de esta persona lucha y que tiene sus demandas y las demandas son justas y legítimas. Prácticamente ya es un paso a la dictadura y un paso a la conflictividad social.

Otro de nuestros retos es de empezar con el proceso de descolonización de nuestros pensamientos a nivel individual y a nivel colectivo. Entonces el reto es grande.

Creo que es importante iniciar un proceso de debate y discusión sobre el proceso histórico de los pueblos. Tenemos que hablar sobre un modelo de vida diferente. Tenemos que hablar también de más movilizaciones sociales, tenemos que hablar de alianzas concretas con sectores importantes que pueden ser la base fundamental para retroalimentar todo este proceso que hemos ido construyendo.

Creemos que es importante que la comunidad internacional se informe mejor, que tenga información real sobre la situación de los pueblos y sobre las gestiones y las luchas de los pueblos indígenas de Guatemala porque sabemos que hay mucha desinformación. Hay mucha propaganda en contra de estas luchas; andan promoviendo que los pueblos indígenas somos terroristas, somos delincuentes y que no queremos el progreso.

Creo que este concepto debe cambiar a través de la información alternativa, y por supuesto que es importante que se siga con la solidaridad con estas luchas históricas de nuestros pueblos. Yo creo que juntos podemos construir un mundo diferente. Nosotros hemos luchado históricamente, los pueblos indígenas han demostrado que también somos democráticos, que también tenemos propuestas de vida. Es cuestión que nos apoyemos y nos solidaricemos para caminar.

¿Piensa que va a haber cambios concretos como estamos ahora en una nueva era?

Creo que el cambio de era es un proceso largo y que no lo podemos medir por horas ni por días, ni por años. Pienso que cuando hablamos de cambios, cuando hablamos de transformaciones yo digo que esto no va a ser posible si no nos organizamos, si no luchamos. Los mismos pueblos y las mismas organizaciones tenemos que trabajar más, ser más creativos para poder transformar esto. El cambio por si sólo no viene. Va a depender del esfuerzo de cada uno de nosotros de manera individual o colectivo podemos avanzar.

La Asamblea Departamental de Huehuetenango, ADH, tiene como objetivo fundamental luchar y promover los derechos colectivos de los pueblos, especialmente el derecho a la consulta y al libre consentimiento en Huehuetenango. Huehuetenago es el departamento que tiene mayor número de consultas, 28 en total, y la ADH ha sido activo en la realización de ellas.

¿Porque son importantes las consultas?

Porque nosotros consideramos que las consultas constituyen un derecho fundamental de los pueblos. Además es un mecanismo de participación y de toma de decisiones de los pueblos que es ancestral. La consulta ha sido una práctica cotidiana de nuestros pueblos y nuestras comunidades. En este momento estas consultas también han servido para frenar la expansión minera en nuestros territorios. De esta manera nosotros estamos promoviendo la necesidad de que nuestros pueblos sean consultados antes de la concesiones y esa denuncia se ha realizado a nivel nacional e internacional porque si ha sido una violación concreta y sistemática acá en Guatemala; la falta de consulta a los pueblos.

Hemos entendido que es un problema que no se respeta las decisiones de las consultas. ¿Cómo ven el papel del estado en la realización de ellas?

A nivel general de gobierno central se ha tenido esta falta de voluntad política para respetar y hacer valer el derecho a la consulta. No es así a nivel local porque hay autoridades municipales también. Son los que han respaldado legalmente a las consultas. Nosotros pensamos que es parte del racismo histórico e institucional que hay en nuestro país. Como es una iniciativa y es parte de la participación directa de los pueblos no se tome en cuenta. Pero cuando es una iniciativa de la oligarquía nacional o los empresarios entonces es muy fácil de tomarlo en cuenta. Nosotros vemos que hay miles de personas que han participado en las consultas comunitarias. Soló aquí en Huehuetenango es casi medio millón de personas que han dicho no a los proyectos y al modelo económico que promueve el Estado de Guatemala.

Debería ser el Estado que se encarga de realizar las consultas, como lo dicta el convenio 169, pero ellos no han tenido esta voluntad política de hacerlo. Entonces nos hemos auto consultado. La auto consulta es cuando los pueblos mismos se convocan para hacer la consulta. Pero también nosotros hemos realizado la consulta por convocatoria de las autoridades municipales que tiene su autonomía municipal y que también son parte de la estructura del Estado. La municipalidad es la unidad básica de la estructura del estado de Guatemala. Entonces yo creo que es el mismo estado. Por eso la consulta tiene el mismo peso y la misma legitimidad como si hubiera sido organizado por el Estado directamente.

1 Oxlajuj significa 13 y B’aktun es un periodo de 400 años. El Oxjlajuj B’aktun es el último período de 400 años, el 13, en una era de 5200 años.
2 El número representa la intensidad espiritual del día y de quien haya nacido ese día. (El 13 Baktun, 2010, de la Asociación Oxlajuj Ajpop)
3 El nahual el espíritus del día que determinan la influencia, positivas o negativa, y se vincula con el número o intensidad del día.
4 CNRS Centro Nacional de Investigación Cientifica (francés), Investigaciones sobre el funcionamiento del calendario Maya, www.dailymotion.com/video/xvujy0_les-mayas-le-calendrier-et-le-21-12-2012_tech#.UPBmPYWjaVE
5 Estos textos sagrados son guías de interpretación, escritos por y para la práctica espiritual. Son los tres únicos homologados como auténticos, es decir sin haber sido completados por investigadores después de la colonización.
6 Oxlajuj Ajpop es una una asociación compuesta por organizaciones de guías espirituales que comparten un espacio religioso, filosófico y humanista.
7 Entrevista de ACOGUATE con Felipe Gómez, de la organización Oxlajuj Ajpop y coordinador de las ceremonias del 21 de diciembre.
8 Comité  Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Defensa de territorio y recursos naturales. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s